Connect with us

Opinión

Nota de opinión: ¿Aclarar dilemas de la oposición o erigir castillos en el aire?

Published

on

Publicado

Por Rodolfo Pastor Fasquelle

Los laberintos de susceptibilidades y mutuas suspicacias que se pierden en las especulaciones son -por sutiles y caprichosos- imposibles de superar si no es con la voluntad de hierro y la visión estratégica del verdadero liderazgo. No se si yo puedo.

Loading...

Hartas veces he fracasado y me ufano solamente de buscar resolver problemas que tienen solución y reconocer los que no. Por encima de los oficios y tareas particulares que me tocaron en mi trayectoria de septuagenario, busqué contribuir a despejar y resolverlos. Pero la terquedad de los ambiciosos puede ser insondable. (Por eso ¡tantas veces en la historia universal tuvieron que resolverse problemas de gobierno con la ejecución de un favorito o de una cortesana poderosa!) Para bien o para mal, en vez de ser solo una oposición de argumentos, la política supone contraste de personalidades multiples, casi todas vanas, algunas positivamente infantiles, complejos, ignorancias, candores paranoicos y conspiraciones delirantes que hacen efervescencia en los aquelarres de los círculos internos. Igual en los de éste que de aquel o el de acullá, hay alienados fantaseando para desautorizar a los socios necesarios, que son todos. Pero se puede.

De convergencia en concordancia se va formando por hoy una corriente poderosa que pudiera por fin obligar a la salida del mal gobierno en las próximas semanas. Sacar la dictadura es un deseo casi universal fuera de la extrema adicción de Viera y socios a la coartada melosa del graciano, el desconcierto del militar y el autoengaño del corrupto. Y, si no esta fácil aun ni al alcance de la mano ese resultado es porque, quedando a la vista pocos obstáculos a la canalización de la oposición eficiente, también pudiera haberlos bajo la superficie, más formidables, como en el caso de los icebergs. Y es imposible resolver el problema que no vemos. Honduras en realidad necesita cambio, un nuevo tiempo.

Se habla de una convergencia de partidos de oposición y de movimientos sociales que estaría planteando como meta única la salida de JOH, el nombramiento en El Congreso Nacional de un gobierno provisional y la convocatoria inmediata a elecciones previo, sin embargo, reformas electorales que ciudadanicen a la autoridad electoral, depuren el censo y reinauguren la vida cívica como si no hubiera pasado nada. ¿Después de golpe y fraude y muertos y dictadura? JOH ya no es el problema, ya no esta ahí.

El primer problema de la sucesión surge porque nadie cree ya en las elecciones. Y todo el mundo sabe que no hay otro camino. El mayor partido de oposición, por no decir el único en esa condición (el PL es de posicionamiento ignoto y Nasralla acepta que tiene un proyecto de partido con un nombre improbable) es LIBRE que por razones bien fundadas, descree de una salida institucional a la crisis, planteando en su lugar la insurrección que no detona y exige ¿contradictoriamente? y participa en negociaciones que le otorgan de inmediato una representación propia en la autoridad electoral, lo que no tendría sentido si no se planteara una participación eventual. Porque si se la plantea.

Por supuesto. La pretensión de La Convergencia de alcanzar casi instantáneamente una reforma legal que no se ha podido forjar en décadas y una salida legal al embrollo que ha creado precisamente la dictadura y el control criminal de las instituciones luce ilusa entre temeraria y timorata. Porque a la vez subestima la lógica resistencia de los afectados y supone que, ¿con un cambio de gobierno y de personajes el país podría alcanzar estabilidad y desarrollo y combatir la corrupción? ¡Si aquí se ha visto que la mayor corrupción se reviste de legalidad! Mientras que LIBRE señala la imposibilidad de resucitar una ley que ha perdido toda contingencia de consenso y la necesidad de forjar un pacto social funcional, llamando a detonar una insurrección que establezca otro gobierno al mismo tiempo que se engolosina con pequeños cambios que tampoco le aseguran nada, como Partido –que será minoría absoluta en un tribunal de cinco zombies– ni le resuelven nada al país. ¿Cómo sería ese otro gobierno, de quien?

Por supuesto que hay ciudadanos absolutamente intachables e íntegros que pueden representar a los partidos y a otros legítimos organismos sociales en un Tribunal Electoral confiable. Nadie tendría derecho a objetar una representación de la propia Convergencia, en que pudieran participar todos y ¡hasta Tito!

Es fácil para los otros convergentes plantear una reforma en que se otorga todo el poder a una innombrada sociedad civil que quiere hacerse la ciudadanía, sin haber demostrado siquiera una representatividad. Porque tienen todas las de ganar y no estarán renunciando a nada. Mientras que LIBRE que tiene la organización relacionada no renunciará a un largamente y recién conquistado representante que -al menos- le informe lo que ocurre. Pero también es evidente que se ocupan mas reformas que la simple inclusión de los opositores reales y depuracion de los ficticios. Que se precisa en efecto como antes hemos exigido en el Partido, un acompañamiento internacional que solo podría ser de NNUU. Porque la OEA ha perdido toda credibilidad. Varios países de la región han conseguido transparentar sus procesos electorales, siendo de distintos signos ideológicos y bien pueden apoyar técnicamente el proceso. Pero es un proceso.

La democracia por supuesto tiene que aceptar el límite que es el derecho colegiado de la minoría y el básico de los individuos. Pero no se puede ser democrático a medias. Ni decir que la gente tiene derecho a decidir quien la gobierna pero no a disponer como. El derecho del ciudadano a opinar si quiere o no una nueva ley y sobre el modo en que debe concertársela no puede si no ser materia de consulta en la primera elección a realizarse luego de caer el dictador. Convénzannos que no, si tienen con que, en las urnas. Toda intransigencia es cómplice. Y divide cuando pregona converger quien exige la renuncia imposible.

Hablando se entiende la gente. Aunque nadie es más inteligente de lo que es en la práctica, ni puede Salamanca hacer por ellos lo que no hizo Natura. En todo caso, hay una conclusión que cualquiera debiera entender como ineludible. Si no se alcanzan estos acuerdos mínimos entre posiciones secundarias, y en función de resolver la contradicción principal, toda la retórica es un aspaviento inútil, y el discurso de oposición vana verborrea. Si no entienden que se necesitan unos a otros los opositores, no equivaldrá su obra más que a castillos en el aire o la arena. Y el terrible fantasma de JOH seguirá asfixiando cualquier otra ilusión.

HONDUSA TV | Es un periódico digital alternativo a los medios tradicionales que se edita en Estados Unidos, Honduras y España. Busca mantener informado nuestros seguidores con la actualidad nacional e internacional desde la comodidad e su trabajo o su hogar. . Correo | hondusatv@gmail.com Telefono | +1 347-510-9602 Twitter | HondusaTV

Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

La verdad de Nasralla, “si los pobres no salen a protestar seguirán jodidos”.

Published

on

Publicado

Por: Merlyn Madrid

Aclarando desde ya que no soy Nasralover, Nasrallista, chorsitos rosados y cualquier otro calificativo que le dicen a los seguidores de ex candidato presidencial, aqui dare mi humilde opinion y espero con esto no herir a nadie.

Loading...

Estaba  hoy viendo casualmente televisión y en esa búsqueda de canales en el cable de mi lugar, me tope con el canal del circo en Honduras (sépase que es HCH) y casualmente estaban entrevistando a Nasralla, a quien lo vi de buen ánimo al ser entrevistado por el muchachito ese que desde lejos tiene una pinta de cachureco asalariado que no puede con ella y cada vez que puede trata de sacar de sus casillas a salvita.

Escuche como le comenzó a preguntar sobre el paro nacional que Mel, Nasralla y Luis Zelaya han pumpuneado durante bastante tiempo y que no logran organizar.

Vi como Nasralla le comenzó a contestar y como él dijo algo que a varios les causó incomodidad, pero que a la larga es una verdad bien dicha.

Si los pobres que son los afectados no salen a protestar, porque ellos que tienen dinero, lo deberían de hacer…

Hombre, Nasralla tiene razón, él tiene billete, Mel tiene billete, Luis Zelaya tiene billete, ellos están cómodos, a ellos si se les pega la gana se van a la mierd… de este país y vivirán cómodos siempre donde vivan.

Nasralla tiene razón, si nosotros que estamos jodidos no salimos a protestar contra los abusos de este gobierno, recibos de luz por las nubes, impuestos desmedidos para quienes tenemos negocios, canasta básica cara, salarios mínimos que si se compra comida, no se puede comprar zapatos y ropa, entonces que más se puede esperar, ellos están con la disponibilidad de convocar, pero tampoco que los van a ir a sacar a sus casas chineados para que vayan a protestar y llevarlos de nuevo.

Muchos se sintieron ofendidos por lo dicho por Nasralla, otros le dan la razón, como su servidor que está hablando paja en esta nota… los hondureños estamos acomodados a que otros nos resuelvan los problemas, queremos que un presidente nos resuelva todos los problemas y queremos que JOH lo saquen los gringos y nosotros rascándonos la panza en la casa.

Queremos un cambio, salgamos a protestar, pero no 4 gatos, salgamos de forma masiva como lo ha hecho Chile, Ecuador, Colombia, donde salen por miles.

No esperamos que Nasralla, Mel o Luis salgan a protestar, que ellos están relajados con sus millones y los fregados somos nosotros.

A y para terminar, la actitud de ese “periodista” es lamentable y si yo hubiese sido Nasralla le hubiese sonado las buchacas para que se avive y deje de ser tan cachureco lame huev….. de JOH.

Así que, si los pobres no nos revelamos, seguiremos jodidos siempre.

ç

 

Continue Reading

HONDURAS

Tres chiflados (Nasralla, Mel y Luis Zelaya ) van a la guerra | Nota de opinión de César Indiano

Published

on

Publicado

Nota de opinión de César Indiano

Los tres chiflados que intentan liderar la oposición en Honduras no tienen ni idea de a qué demonio se enfrentan. Creen que mediante presiones internacionales mal-gestionadas o que con rabietas escolares de una falsa alianza opositora van a hacer tambalear a un régimen que se ha diseñado para la permanencia a ultranza.

Loading...

La emotividad (pero ante todo la ignorancia) los lleva a pensar que un tirano se puede derrotar sin arriesgar el pellejo. Los tres chiflados no entienden que un dictador prefiere mil veces fusilar a su propia madre antes que dejar el poder por petición popular. ¿Si un enfermizo opresor es capaz de mandar al matadero a sus propios hermanos de sangre? ¿qué sería capaz de hacerle a un desconocido que le estorba?

En política contemporánea no se registra ningún caso donde un déspota haya apelado al retiro voluntario. Esto es así porque los crímenes de los opresores son acumulativos, es decir, por cada día que pasa el dictador mata a más contrarios, encarcela a más rivales, destierra a más críticos y triplica los salarios de sus miles de cómplices. De hecho y de forma siniestra, los déspotas mejoran las condiciones de vida de sus “críticos moderados”: esa banda de perdularios llamados “analistas políticos” y “académicos de oficio” que de todo saben y que nada entienden.

Los tres chiflados no comprenden cuatro cosas que son básicas para afrontar este problema. Primero, un dictador nunca está solo, tras el oscuro manto de su despotismo se refugian fuerzas militares mafiosas que odian la patria, grupos empresariales que no tienen escrúpulos, funcionarios leales hasta la muerte, manchas bravas reactivas, sicarios a sueldo y religiosos infernales que utilizan los púlpitos para controlar a ese creyente borrego que a todo dice amén. Todos los individuos y colectivos que se cobijan bajo las maldades de un Autócrata de Partido Único cierran filas y se agrupan por instinto, resisten hasta la muerte porque saben que no tienen razón y que la historia vendrá a por ellos.

De modo que derrumbar a un feroz dictador no es un tema de berrinches escolares, tampoco es algo imposible. Así llegamos a la segunda cuestión: un opositor debe tener tres cualidades que los tres chiflados no tienen ni por asomo, valentía, integridad y coherencia. Estos hombres – hablo de Salvador Nasralla, Luis Zelaya Medrano y Manuel Zelaya Rosales – son juntos el súmmum de la ineptitud política hondureña. Alardean de una popularidad indemostrable, propagan una visión egoísta de la realidad y carecen de templanza para asumir riesgos en nombre de los demás.

Con excepción de Mel Zelaya los otros son dos patos en la llanura y no sacrificarían un pelo en nombre de una causa de país. Su deseo de poder está inspirado en caprichos personales y vanaglorias de último momento. Ese ridículo aire de autosuficiencia les impide a ambos articular con cierta coherencia un bloque opositor que pueda resultar confiable. Los alardes que Nasralla ha perifoneado en los recientes ocho años son eso, alardes. Se auto califica de financieramente puro cuando hasta el más tonto sabe que laboró toda su vida en la compañía televisora más delictiva, falsaria y manipuladora que existe en mi país.

No sólo eso, Nasralla, es el pionero de la demagogia televisiva y fue el que inventó el reparto de bolsas solidarias para los más tontos, es también el amo de los agitadores futboleros que más mentiras ha sembrado en la mente de la pobre gente marginal. Técnicamente ha sido y sigue siendo un empleado del estado porque las televisoras y las emisoras hondureñas jamás han vivido del trabajo honrado, es decir, Nasralla ha hecho su fortuna con los cheques obscenos que los gobiernos han desembolsado durante décadas para pagar la telebasura de Televicentro y similares. Eso sin contar con los orondos millones que cobró recientemente como “perdedor designado” de las elecciones fraudulentas.

¿Y de Luis Zelaya qué podemos apuntar? Este cree que con su aspecto de “Elder Luis” y sus aires de conciliador candoroso, va a impactar a un pueblo herido de muerte por las patrañas sin fin de los saqueadores históricos. Mientras la gente se juega la vida entre balaceras, matanzas, destierros, humillaciones, hambrunas y fragmentaciones afectivas provocadas por la emigración aparece este político envuelto en su aura de San Miguel Arcángel para decir que el “liberalismo social” es la vacuna contra “el nacionalismo opresor”. Este discurso no sólo es pálido, también es pánfilo, inoportuno y aburrido, es la tortilla sin sal de la política improvisada.

Desde luego, entre los tres chiflados el más experimentado es Manuel Zelaya Rosales, pero este anda sabaneando una vaca que ya fue destazada. Estamos ante un caso clínico de populismo retardado que intenta convocar a una turba. Zelaya Rosales padece un Alzheimer doctrinal. Se contaminó tardíamente con las demencias izquierdistas y echó por la borda la poquita buena fama que se había labrado como líder del liberalismo tradicional. Sin haber leído jamás ni tan siquiera los lemas básicos del pensamiento liberal, se pasó al bando de los indeseables y se convirtió en un tránsfuga.

Zelaya Rosales está descalificado para criticar al actual tirano nacionalista porque él delira por instalar en mi país una oprobiosa tiranía socialista, es más, lo intentó en el 2009 y tras ser expulsado a patadas se transformó en una caricatura de la política.

En su desvarío – vamos al tercer punto – Zelaya Rosales considera que Hernández Alvarado es un diablo (y tiene razón), pero en cambio cree que Nicolás Maduro es un prócer. La ceguera de los enajenados izquierdistas es incurable, se obstinan hasta la muerte defendiendo y justificando los atropellos de todos los malnacidos que han sembrado el horror en Venezuela, en Nicaragua y en Bolivia. Entonces ¿quieren los tres chiflados que la gente los apoye en el imberbe proyecto de quitar a un loco para poner en su lugar a un demente? ¿piensan que la gente se va a entusiasmar diciéndole que desean quitar a un matón para colocar en su lugar a un verdugo? ¿Quieren los tres chiflados reemplazar a un mentiroso insufrible para sentar a un manipulador insoportable?

El infantilismo, la ignorancia, la autosuficiencia, la megalomanía les impide a estos hombres (por cierto, todos son viejos) captar la diferencia entre la mirra y la boñiga. El proyecto de oposición no articula, no arranca y no despierta el interés de nadie porque está fundamentado en las bajas pasiones de unos chiflados que no han entendido una cuarta cosa: que un tirano de la derecha es tan abominable como un déspota de la izquierda.

ç

El equilibrio está en la democracia, pero resulta que la democracia es la cancha neutra donde juegan los que se preparan, los que respetan las normas, los que aceptan perder y los que ganan elecciones sin colocar una pistola en la cabeza de los votantes. Mientras la lucha política siga siendo una pugna encarnizada entre sinvergüenzas contra caraduras, la mediocridad tercermundista seguirá siendo la única herencia posible, el único legado perpetuo.

Continue Reading

Opinión

La OEA y su exitoso golpe de Estado en Bolivia

Published

on

Publicado

En el informe preliminar de la Organización de Estados Americanos (OEA), divulgado este día, dicha organización internacional bajo el mando de Estados Unidos a través del Secretario General Luis Almagro, dijeron no reconocer el proceso electoral desarrollado el pasado 20 de octubre en Bolivia, por considerar que los comicios electorales estuvieron viciados, por tanto, recomendaban desarrollar de nuevo el proceso electoral, ya que ellos, no reconocían los resultados que daban como ganador al indígena Evo Morales.

Además, la Unión Europea, días atrás también se sumó a las exigencias de la OEA, y apelaron a que se repitieran las elecciones en el país suramericano, a sabiendas, que América del Sur ha sido un bastión histórico de la izquierda, muestra de ello, fue la reciente victoria del izquierdismo en Argentina, las constantes protestas en Chile y Ecuador contra el modelo neoliberal y, el rotundo rechazo del pueblo al fascismo impulsado en Brasil a través de Jair Bolsonaro.

Loading...

Las pretensiones de la OEA no se quedarían solamente en dar un informe del proceso electoral, sino, fueron más allá de ello, y como los Estados Unidos son los principales amos y señores de la organización internacional, comenzaron a financiar grupos opositores al gobierno de Morales, quienes además de contar con la venia estadounidense, lograron sumar a sus filas a desertores policiales, y con ello, comenzaron a hacer ataques violentos a funcionarios del gobierno boliviano.

Evo Morales, quiso a todas luces detener el golpe de Estado orquestado por Washington, y como primer paso, propuso un diálogo nacional a la oposición, para que en conjunto se buscaran soluciones a la crisis política y social que atravesaba el país suramericano; no obstante, los opositores al servicio imperial decidieron no ser partícipes del dialogo.

Siempre en el marco de frenar los intentos golpistas, el presidente boliviano se adelantó al informe de la OEA y convocó nuevamente a elecciones este domingo; pero tan solo pasaron unas horas, cuando la seguridad de Morales recibió un intento de soborno, el cual, les dejaría miles de dólares si entregaban a Morales, y minutos más tarde, el jefe de las Fuerzas Armadas de Bolivia, exigió la renuncia del mandatario.

A todas luces, se ve que la renuncia de Evo Morales no fue voluntaria, si no que forzada, ya que existía la potente amenaza de comenzar una guerra civil financiada e impulsada por las fuerzas imperialistas que azotan y persiguen a los pueblos progresistas necesitados de un cambio.

Ante la latente amenaza de una guerra civil, y sumado a ello, la violencia extrema utilizada por grupos opositores, quienes secuestraron alcaldes, y quemaron la casa de la hermana de Evo; la única opción para el ex mandatario fue dimitir a su cargo, para frenar la violencia que con ayuda internacional, amenazaba con quitarle la vida a cientos de bolivianos.

Evo Morales será recordado por sus increíbles logros en Bolivia, entre ellos: Logró reducir el analfabetismo del 13% al 2%, la desocupación pasó del 9,2% a 4,1%, la pobreza moderada del 60% al 34% y finalmente la pobreza extrema pasó de un 38% a un 15%.

Honduras en el año 2017 pasó por un ´proceso similar al de Bolivia, pero en este caso, la OEA y EEUU dieron un respaldo total al ilegítimo gobierno de derecha encabezado por Juan Orlando Hernández.

Tan solo pasarán 6 años, para que el pueblo boliviano lamente haber estado a favor del golpe de Estado, y será demasiado tarde, porque la derecha, no dejará nunca más, que los pueblos tomen el poder en Bolivia, sumado a ello, el racismo hacia los pueblos originarios será creciente cada vez más, y no descansarán, hasta sepultar sus

Continue Reading

TENDENCIAS